Por Ramón Rivera

“Más que vacaciones, el turismo es un sector que genera empleos dignos y cada vez mejor pagados, pero también se combate la pobreza”, Enrique de la Madrid.

Durante la gestión de Enrique de la Madrid como Secretario de Turismo, México pasó del décimo quinto al octavo lugar dentro de los países más visitados del mundo; además saltó del lugar 30 en 2015 al 22 en 2017 en el ranking de Competitividad de Viajes y Turismo del World Economic Forum, por lo que el funcionario se siente más que satisfecho de su administración. “Lo importante no es estar en el cargo, sino hacerlo bien; que se reconozca el trabajo realizado”, asevera durante la entrevista con Altitud by Aeromar.

En este sentido, ¿cuál es su máxima satisfacción como funcionario?
Me siento muy contento y muy agradecido de estar aquí, pero también muy natural en el cargo, pues a lo largo de mi carrera profesional me he ido convirtiendo en un promotor: estoy convencido de que el gobierno tiene un rol muy importante para promover el desarrollo y crecimiento de las personas y empresas. Lo bonito de esta dependencia es que uno puede impactar sobre mucha gente.

¿Cuáles fueron los factores que permitieron al país escalar posiciones a nivel internacional?
Logramos mantener el ritmo de crecimiento internacional (entre 10 y 12% anual), fundamentalmente por el desarrollo de la conectividad aérea: hay más de 27 millones de asientos en vuelos internacionales y conexión directa con 39 países. Además, gracias al Acuerdo Bilateral de Servicios Aéreos entre Estados Unidos y México se incrementó el número de estadounidenses en más de 10% anual. De igual forma, aumentó la conectividad en Asia con el inicio de operaciones de All Nippon Airways y China Southern Airlines.

La liberación de las visas fue otra acción acertada. Pero debemos facilitarla más para ciudadanos rusos y chinos, quienes gastan más.

Pese a la importancia de los extranjeros, el turismo local es el más importante, pues representa 80% del flujo de viajeros, ¿qué se hizo para fortalecerlo?
Logramos consolidar los programas locales, como el de Pueblos Mágicos. Gracias a los nombramientos, las localidades (actualmente son 111 sitios) logran visibilidad y desarrollo económico; se invierte en la imagen urbana y se mejora la conectividad terrestre. Quienes lo critican, es porque no lo conoce.

En esta administración lanzamos Viajemos Todos por México, cuya implementación logró un crecimiento a un ritmo de 6% anual; el doble que el de la economía nacional.

Más recientemente impulsamos Conéctate al Turismo, cuyo objetivo es disminuir las importaciones de los insumos en este segmento. Buscamos integrar a los productores y fabricantes nacionales con el sector para que las empresas compren lo que se hace en nuestro país. Si logramos mantener este programa, ayudará a las pequeñas y medianas empresas y su impacto se podrá cuantificar en el futuro.

¿Qué temas deja pendientes?
Una mayor participación de la Secretaría en el ordenamiento y planeación urbana, pues nos importa que los desarrollos turísticos crezcan con orden, que se respeten las densidades; queremos un turismo sustentable, que sea más respetuoso con el medio ambiente.También necesitamos mayores presupuestos para la Secretaría (este año recibirá 3,716 millones de pesos; 5.8% menos que en 2017), ya que el turismo es una buena inversión y da muy buenos resultados. El turismo tiene que alejarse de la visión frívola y los próximos secretarios tienen que ser personas que tengan visión de economistas, porque es un sector de desarrollo.

Comments are closed.