Voces encontradas se han presentado ante la entrada en funciones de las Unidades Navales de Protección Portuaria, que asumirán la inspección y vigilancia en los puertos.


Ni el decreto del Congreso ni el acuerdo del Secretario de Marina hacen aclaración alguna sobre los motivos por los que se decidió encargarle a la Armada la seguridad de los puertos.

De acuerdo con lo publicado en el Diario Oficial de la Federación, las Unidades Navales de Protección Portuaria (UNAPROP) son unidades operativas con la misión de realizar acciones de vigilancia, inspección y control en funciones de policía marítima en el interior de los recintos portuarios, a fin de ejercer la autoridad en materia de protección marítima y portuaria.

Dependerán operativa, militar y administrativamente de los mandos de las regiones, zonas y sectores navales de la jurisdicción donde se encuentren establecidos y se apegarán a las leyes, reglamentos y doctrina de operación en Materia de Protección Marítima y Portuaria, así como a las directivas que gire el estado mayor general de la Armada.

Para el titular de la Secretaria de Comunicaciones y Transportes (SCT), Gerardo Ruiz Esparza, las tareas de la UNAPROP son exclusivamente de vigilancia y seguridad, “La SCT mantiene una rectoría total sobre los administradores de los puertos”.

Autoridades federales y diputados han reiterado que a pesar de haberse reformado la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, la Ley de Puertos y la Ley de Navegación y Comercio Marítimos, mediante decreto del Congreso publicado en el Diario Oficial de la Federación el 26 de diciembre pasado, no habrá una militarización en los puertos de México. Habrá cambios solo en puertos estratégicos, de acuerdo al nuevo programa federal preventivo en materia de seguridad.

Según especialistas, esta determinación es uno de los objetivos largamente ansiados de la Secretaría de Marina (Semar), que ha buscado tomar el mando de las actividades comerciales y así detener el tráfico ilegal de mercancías.

No habrá cambios en las API’s; estas seguirán administrando y llevando con los concesionarios de los puertos los proyectos de inversión pública y privada. Las capitanías del puerto seguirán siendo la máxima autoridad de los puertos del país y las UNPP realizarán vigilancia.

La Semar anunció la creación de las UNAPROP para Ensenada, La Paz, Guaymas, Mazatlán, Puerto Vallarta, Manzanillo, Lázaro Cárdenas, Acapulco, Salina Cruz, Puerto Chiapas, Puerto Matamoros, Altamira, Tampico, Tuxpan, Veracruz, Coatzacoalcos, Dos Bocas, Ciudad del Carmen y Progreso.

 

 

 

Comments are closed.