Puebla es una mezcla de sabores que seducen el paladar, joyas arquitectónicas que atrapan la mirada y una irresistible mezcla de leyendas e historias que seducen al recorrer cada una de sus calles.

1er Tiempo

Entre Tierras

Cocina artesanal mexicana

Puebla abre sus puertas y presume a los visitantes cada rincón de la ciudad, donde no sólo tiene una gran cantidad de hermosas y majestuosas iglesias, también presume con orgullo su emblemática y deliciosa gastronomía, como un arte, una explosión de sabores al paladar.

Una delicia que no puede faltar son sus dulces típicos. Entre los más conocidos están los polvorones, las obleas con miel, las pepitorias, los alfajores, las pepitas de calabaza, los buñuelos, los borrachitos, los camotes, los gaznates y las tortitas de Santa Clara. El mejor lugar para comprarlos es en la Calle de los Dulces (6 Oriente).

Empezar a degustar sus inigualables platillos con ingredientes y sazón poblano es como entrar al paraíso del sabor bañado de creatividad angelical.

Entre Tierras es la primera parada al disfrute de sabores. El restaurante cobra vida bajo una increíble casa del barroco de principios del siglo XVI, con un retablo a la entrada traído desde la Hacienda de Santa Lugarda en Libres, Puebla. En cada uno de sus espacios se logra apreciar el contraste entre lo clásico y lo moderno, un ambiente con tintes vanguardistas, pero también antiguos. Sus detalles muestran esa mezcla de diseños, con una parte restaurada y otra original, donde se logra plasmar la belleza y el trabajo de hace más de 300 años.

No sólo la arquitectura, colores, texturas y olores de sus paredes resaltan del lugar, también su menú. Es una cocina artesanal mexicana con toques franceses, gracias a la fusión lograda entre el chef mexicano Abraham Santos y el subchef francés Jérôme Poulain. La armonía en sus platillos se distingue tanto por sabor como por presentación, pero sin dejar de lado el toque característico de los ingredientes poblanos.

La propuesta gastronómica se nota en sus enchiladas de habanero bañadas con crema y una salsa especial para aligerar el picor. También vale la pena saborear la torta de tortillas bañadas con salsa de la casa rellenas de champiñones y verdolagas con un huevo en la superficie; otro plato a degustar son los tlacoyos de mole rellenos de pollo y cubiertos con queso y verdolagas.

Cada uno de estos platillos mantiene sus raíces en lo mexicano, donde se desprende la pasión por presentar un menú especial con la finalidad de resaltar una experiencia única en cada bocado, un encuentro mágico de los tesoros de Puebla.

Entre Tierras

Calle 4 Norte 410

Centro, 72000

Puebla, Pue.

Tel. 01 (222) 232-5306

www.letseat.at/EntreTierras

2o Tiempo

Mesón Sacristía de La Compañía

Un sueño colonial

Caminar por la ciudad de Puebla te lleva de la mano a observar joyas arquitectónicas de la Colonia con espacios modernos y parajes históricos. Una experiencia que sólo se puede vivir al recorrer sus calles adoquinadas.

Al doblar la esquina del Callejón de los Sapos se puede ver desde su exterior este hotel boutique, que abre sus puertas para que conozcas su historia, que como todo edificio colonial, guarda en cada uno de sus muros. En cuanto cruzas su reja y ves el fondo de sus paredes en tonalidad rosa mexicano, es como transportarte en un instante al México del siglo XIX. Mantiene una mezcla de lo rústico con la elegancia de lo antiguo, con un gusto exquisito en cada una de sus habitaciones. Sin duda, la mejor elección para pasar esta noche en la “Ciudad de los Ángeles”.

En cada espacio se distingue el mobiliario rústico y objetos antiguos en perfectas condiciones que forman parte de la decoración, pero que también está disponible para su adquisición. Todo aquí está a la venta. Este punto en el mesón lo hace mucho más que un hotel, es como vivir en una galería, donde cada una de sus piezas te recuerdan el olor y la historia del México colonial, un tesoro de antigüedades.

En este mágico lugar, los azulejos de talavera poblana con detalles en hoja de oro se emplean para enmarcar las puertas y para decorar hermosos rincones de la antigua casona, como su cocina-taller, muestra del trabajo de los poblanos desde hace varias décadas.

En armonía con el diseño del lugar, su menú presenta una cocina mexicana, con un desfile de recetas e ingredientes propios de Puebla. Entre sus platillos más solicitados por los visitantes se encuentran la sopa Sacristía, las enchiladas Pobres, las chalupas y el plato Sacristía, un desfile de los diferentes moles que se pueden degustar en esta ciudad. Para cerrar con broche de oro la hora de la comida, nada como un flan de elote con leche caramelizada con un toque de canela. Simplemente, una exquisitez al paladar.

Para todos aquellos amantes y aficionados a la cocina, el hotel ofrece talleres de comida poblana en su magnífica cocina decorada con talavera y utensilios de cobre. Una experiencia inigualable, que te hace recordar las historias de tantas mujeres, donde esta parte de la casa fue testigo de varios descubrimientos culinarios y que hoy en día hacen tan especial los platillos de esta iluminada ciudad llena de tradición.

Mesón Sacristía de La Compañía

Calle 6 Sur 304

Callejón de los Sapos

Centro, 72000

Puebla, Pue.

Tel. 01 (222) 232-4513

www.mesonessacristia.com

3er Tiempo

La casa del Mendrugo

Tres mil años de historia

Entre las majestuosas construcciones se encuentran las que están adornadas por mosaicos de talavera poblana, un tipo de mayólica típica del estado, considerada una denominación de origen por su técnica y las arcillas necesarias para su elaboración. Se puede ver en sus vajillas, artículos religiosos, joyas y toda clase de objetos decorativos.

Después de un recorrido para conocer su arquitectura, artesanías y dulces típicos, es momento de tomar camino hacia otra majestuosa construcción, La Casa del Mendrugo, una casona que por sí sola es impactante, porque es el primer sitio arqueológico localizado en la zona monumental de Puebla. Aquí se encontraron los restos de una mujer que vivió aproximadamente 60 años, Chuchita. Hasta el momento es el ser humano más antiguo conocido que ha vivido en lo que ahora es la Ciudad de los Ángeles. Sus restos se encuentran en el museo que se ubica dentro de la casona y que representa 3,500 años de historia y mestizaje.

También se puede pasar una noche agradable escuchando El Club de Jazz, que reúne músicos locales e internacionales que comparten su talento en un espacio que busca un encuentro con la armonía, la gastronomía, el arte, la historia y aquellos elementos que derivan de la expresión espontánea de la vida.

Al tiempo que se disfruta de la buena música se puede consentir el paladar con una exquisita entrada de jamón serrano, una saludable ensalada de manzana o con algún otro platillo de la carta, que presenta una novedosa propuesta gastronómica, que gira en torno a la cocina de autor con destellos tradicionales tanto española como poblana, rescatando el carácter criollo de la ciudad y de la cocina popular.

Durante los alimentos es imperdible degustar uno de los vinos tintos, blancos o rosados que se ofertan en su cava o, si lo prefieres, una cerveza artesanal color ámbar que satisface los paladares más exigentes.

Una experiencia que culmina mientras se recorren sus calles silenciosas bajo un cielo estrellado que permite disfrutar a detalle del legado de historia que sólo Puebla puede mostrar en cada uno de sus muros, donde se respira magia, encanto y misterio.

La Casa del Mendrugo

Calle 4 Sur 304 

Centro Histórico,

Puebla, Pue.

Tel. 01 (222) 232-5148

www.casadelmendrugo.com

Comments are closed.