Ixtapa-Zihuatanejo invita a convivir con la naturaleza, descubrir su gastronomía, artesanías, cultura, ecoturismo, aunado a la diversión. Un destino que desnuda su alma de pescador, un cuerpo labrado por el mar y un corazón que brilla como la arena.

Por Norma Esqueda / Fotos: Rodrigo González

Una escapada gastronómica

Mito

Cocina de innovación y técnicas

Después de una larga trayectoria en el Hotel Viceroy Zihuatanejo, el Chef Paco Isordia decidió apostarle a su propio restaurante: Mito. Bajo un enfoque práctico, pero con la calidad que lo caracteriza, presenta un menú con combinaciones y temas inesperados.

En Mito puedes experimentar un verdadero deleite culinario, desde una bruschetta con prosciutto, un montadito de filete de res o un rigatoni con rib eye black angus acompañado de una buena copa de vino que haga el maridaje perfecto al paladar.

Un restaurante que está lejos de ser un lugar donde sólo te sientes a comer. Puedes vivir una experiencia culinaria con Paco, quien te sumergirá en la cocina mexicana para que consientas tu paladar con algún exquisito platillo.

Desayunos, comidas y cenas.

Ejido No. 34. Col. Centro, Zihuatanejo, Gro.

Tel. 01 (755) 112-1870. www.mitozihuatanejo.com

 

Sabores y Colores

Cocina de raíces básicas

Bajo un concepto colorido, con cuadros de la artista local Rubí Quintana, bordados oaxaqueños y productos del pueblo, el chef Juan Antonio García Giles presenta una fusión de ingredientes tradicionales y exóticos en el menú, que los acompaña al mezclar los matices de sabores oaxaqueños y locales.

Para el desayuno vale la pena que ordenes un omelete de rajas con verdolagas y flor de calabaza; los huevos ahogados a la cazuela son imperdibles; y las enfrijoladas con hoja santa y de aguacate enamorarán el paladar.

Una cocina con ingredientes de calidad, ambiente agradable y tardes de bohemia, pero con la sencillez y calidez que caracterizan a los de zihua, como bien les dicen a los lugareños.

Abierto para desayunos y comidas.

Avenida Cuauhtémoc No. 4. Centro,

Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 103-4635.

FB: sabores y colores

 

Angustina

Mezcal & Cocina

El lugar ideal para hacer una pausa en la calurosa vida de Zihuatanejo. Desde cualquier ángulo de sus mesas puedes ver los detalles de la historia y tradiciones mezcaleras, que encajan perfecto con su ambiente relajado e interesante selección musical.

Sus mesas y periqueras de madera decoradas a mano en sus orillas; lámparas trenzadas por artesanos chilapeños y las frases que encuentras por todo el establecimiento hacen que sea una visita muy especial.

La decoración y ambiente te invitan a la degustación de mezcales, que sirven de inspiración para entretejer las mejores historias de viaje, acompañados por el exquisito sabor de los platillos a cargo del chef Felipe Meneses, quien encantará cada uno de tus sentidos.

Abierto para comidas y cenas.

Paseo del Pescador No. 70, Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 544-8566. FB: Angustina

 

Quattro Café & Té

Ambiente cultural y de esparcimiento

Un lugar de reciente apertura con una decoración dedicada al ciclismo, que desde las 8:00 am empieza a oler a café, una invitación a desayunar y a olvidarnos de la tecnología.

En el segundo piso encontrarás un librero con best seller de reconocidos autores, una escapada a la cultura y al arte, pero acompañado de un buen servicio. Nada ostentoso, pero bastante cuidado y agradable.

Entre lo más solicitado está la pizza artesanal, el panini olímpico con pollo a la BBQ o la hamburguesa con medallón de atún y tocino. Para refrescarte, el frappé de matcha o tropical son una buena elección. Para la sobremesa, un cuadro de pan francés acompañado de una taza de té verde con piña y blueberry o un capuchino de Kike.

Desayunos, comidas y cenas.

Ignacio M. Altamirano 19. Centro, Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 554-1641. FB: Quattro café & té

 

Placeres del descanso

La Villa Luz

Un romántico rincón que hace que tus sentidos despierten mientras admiras la puesta del sol desde tu balcón o descubres los espectaculares atardeceres desde la terraza, donde el cielo te regala los mejores matices de colores.

Su ambiente te envuelve en un paraíso de placer y descanso, donde la vida cotidiana, ajetreada y ruidosa no tienen cabida. La privacidad y comodidad se agradecen en este edén, donde sus instalaciones te hacen sentir como en casa y la tecnología no perturba tus momentos de introspección.

A tan sólo 3 minutos se encuentra playa La Ropa, un lugar de interacción con la naturaleza, donde el sol broncea tu piel, la arena estiliza tu cuerpo y los lugareños te deleitan con alguna historia épica.

Carr. Escénica No. 97, manzana 1, lote 97. La Ropa, Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 112-1834. www.lavillaluz.com

 

Villa Mexicana

En armonía con el entorno y con una decoración tradicional mexicana te recibe este hotel al pie de Playa La Ropa, considerada una de las más limpias y cuidadas por su oleaje tranquilo, como el de una alberca natural.

En el restaurante Doña Prudencia se puede degustar su exquisita cocina mexicana y las especialidades de la cocina internacional mientras te refrescas con la brisa marina y observas cómo las embarcaciones realizan el recorrido hacia Playa Las Gatas desde muy temprano.

Cada rincón del hotel está diseñado para admirar las bellezas naturales que generosamente nos brinda Zihuatanejo. Un complejo donde las habitaciones, sus albercas, área de playa privada, palapas y servicio están hechos para que tu experiencia de ensueño.

Playa La Ropa S/N, Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 554-3636. www.hotelvillamexicana.com.mx

 

Las Brisas

Te ofrece una panorámica de exuberante vegetación hacia la playa o el mar, desde donde puedes disfrutar de los atardeceres más espectaculares.

Sus amplios espacios, muros de colores, decoración elegante, impresionantes áreas al aire libre que dejan entrar sigilosa y cautiva la brisa marina mientras disfrutas de una cena romántica o, si lo prefieres, nadar en la alberca de tu habitación con vista al mar. Si lo haces de noche, podrás apreciar la bóveda celeste y admirar el titilar de las estrellas, que parecen estar tan cerca, que hasta sientes cómo te vigilan cautelosamente.

Un escenario de colores y placeres que te apapachan entre el lujo, la privacidad y las bellezas naturales.

Playa Vistahermosa S/N, Ixtapa-Zihuatanejo, Gro. Tel. 01 (755) 553-2121. www.brisas.com.mx

 

Azul Ixtapa

Sus playas se caracterizan por la tranquilidad de su oleaje, lo que te permite nadar a orillas de la playa. Su espectacular vista al horizonte es una recompensa para que te alejes del estrés y puedas observar un espectacular atardecer desde tu habitación.

También ofrece una gran variedad de actividades diseñadas para cada una de las edades de los huéspedes. Los niños disfrutan del parque temático, toboganes y fuentes de juego; los mayores prefieren las canchas deportivas, tomar una bebida refrescante en el bar, hacer ejercicio en el gimnasio ecológico o realizar un tour en bicicleta.

Un distintivo de la playa de Azul Ixtapa es su composición de magnetita, mineral que te brinda los saludables efectos energéticos.

Paseo Punta Ixtapa lote 2, Zona Hotelera II, Ixtapa, Gro. Tel. 01 (755) 555-0000. www.azulixtapa.com.mx

 

Tiempo en familia

Playa Las Gatas

Zihuatanejo es un antiguo pueblo pesquero con un agradable y sencillo estilo de vida relajado. Mantiene un clima caluroso pero agradable. Un destino que ofrece el mejor valor por tu dinero en comparación con cualquier otro destino turístico mexicano.

Ir a Playa Las Gatas es muy accesible. Se puede tomar una panga desde el recién remodelado muelle municipal en la Cooperativa Municipal José Azueta por un costo de $40 pesos viaje redondo. Inicia recorridos desde las 8:00 hasta las 17:00 horas. Para disfrutar todas las bellezas y actividades que se pueden realizar en esta playa, considera estar un día completo.

No esperes encontrar los dóciles e inofensivos tiburones nodriza o gata que habitaban en el fondo de esta playa hace muchos años, porque desafortunadamente ya no hay.

Ésta es una de las playas más populares de Zihuatanejo, donde puedes practicar algunas actividades, como esnórquel, ya que existen varios arrecifes que han sido formados por el oleaje de la playa. Además, sus aguas son bastante cristalinas, lo que te permite ver peces multicolor y otro tipo de vida subacuática.

Si lo prefieres, puedes practicar buceo, sin importar si eres principiante o experimentado. Por sus formaciones de arrecifes de coral que han hecho las olas, es un destino imperdible para surfear, porque puedes elevar al máximo tu adrenalina.

Para seguir admirando las bellezas naturales, visita el sendero al faro para tener la vista de la costa y de sus precipicios. Un lugar privilegiado para la práctica de actividades acuáticas. Una experiencia en cada zambullida en sus aguas cristalinas mientras los peces de colores te acompañan en cada brazada.

Por la tarde, en alguno de sus restaurantes podrás disfrutar de deliciosos y frescos mariscos típicos de la localidad.

Col. Sección Hotelera II, José Azueta, Gro.

 

Playa La Isla

Ixtapa es sinónimo de tranquilidad y placer, con belleza y tradición; cuenta con atardeceres perfectos para los amantes de la fotografía.

En el embarcadero puedes admirar el criadero de cocodrilos. Después tienes la opción de rentar una lancha privada y realizar un tour personal, en el que incluso puedes detenerte a pescar en los alrededores de la isla. Si tienes suerte, comerás el buen filete que capturaste.

Otra opción es abordar la panga colectiva que, en menos de 15 minutos, y por $40 pesos como en Playa Las Gatas, te lleva a La Isla con sus arenas doradas y cristalinas aguas.

La Isla tiene cuatro playas. La primera es Cuachalalate, nombrada así en honor a un árbol medicinal de la zona. Ése es el lado más popular y visitado del lugar, especialmente en temporada alta, con filas esperando para rentar una moto, dar un paseo en la banana acuática o para conseguir una palapa. Para relajarte, se ofrecen masajes a la orilla del mar; mientras escuchas el vaivén de las olas.

Otra parada es Playa Coral, el imán de nadadores, buzos y fanáticos del esnórquel, quienes se deleitan en los arrecifes cercanos que bullen de fauna multicolor en el océano Pacífico.

Entre la arena y como pequeños vigías podrás apreciar los conejos que se esconden entre la arena o los cautelosos venados que bajan de vez en vez de la montaña para ser alimentados. Es tanta su convivencia con el ser humano, que ya no se espantan, puedes estar a un paso de ellos y fotografiarlos sin que se sientan amenazados.

Si buscas aguas más tranquilas, dirígete a Playa Varadero, pero si lo que necesitas es aislamiento y paz, no hay mejor lugar que Playa Sacrificio, un islote que se recorre caminando, de punta a punta, en unos cuantos minutos. Hay que considerar que no cuenta con la comodidad de un restaurante, por lo que conviene llevar algo ya preparado. Pese a que es pequeña, no desmerece la enorme cantidad de aventuras que puedes vivir en este inigualable rincón de la naturaleza.

 

Mundo de diversión

Delfiniti

El acuario de la Isla de Ixtapa se encuentra en la playa El Palmar. Llegar hasta Delfiniti es realmente fácil, pues se encuentra a la orilla de la zona hotelera, al final de los hoteles que están junto a la playa. Una vez en el centro, hay muchos señalamientos que te indican cómo llegar hasta allá.

Delfiniti te recibe con una grata sorpresa. Antes de empezar tu acercamiento con los delfines, Saúl Alvarado, el jefe de entrenadores, se te acercará con dos guacamayas y una cacatúa blanca para que puedas acariciar y hasta tomar en tu mano a estas educadas aves. Una experiencia que te adentrará a la convivencia animal de manera segura.

Este mágico acuario ofrece varios tipos de servicios, dependiendo de la edad y de tus intereses podrás elegir la mejor propuesta para ti. Hay desde el simple encuentro con un delfín, que dura 10 minutos, hasta la experiencia de nadar durante una hora con estos amigables mamíferos acuáticos.

El encuentro con los delfines comienza con aproximaciones graduales para romper la barrera de desconfianza. Los niños, mayores y adultos pueden probar la hidrodinámica, que consiste en ser arrastrados ágilmente por el mamífero en la superficie a gran velocidad. Cuando el nadador y el delfín se sienten con más confianza, te impresionará con sus saltos y piruetas. La suerte más emocionante puede ser el Belly Ride, que es el viaje de pancita con el delfín sosteniéndolo de sus aletas pectorales. Una actividad apta sólo para intrépidos.

Los precios varían y van desde los $200 por adulto por ver el show; $1,500 por el paquete Family, en el que pueden entrar tres miembros de familia, y dura 10 minutos, tiempo en el que puedes tener acercamiento y contacto con los delfines, hasta el Programa Estrella, de $1,800 por persona, que tiene una duración de 60 minutos y podrás vivir una experiencia incomparable al sujetarte de sus suaves aletas y nada a toda velocidad en el agua.

Sin importar cuál elijas, considera que el cupo es limitado, así que hay que reservar con anticipación, debes acudir bañado y sin haberte aplicado crema, desodorante o bloqueador solar en la piel, no portar joyas, relojes o cadenas. Estas medidas de precaución son para no dañar o lastimar a los delfines.

Estar en Delfiniti es experimentar sensaciones únicas al estar en contacto con estos hermosos mamíferos marinos. Es como entrar en una terapia, donde te transmiten tanta relajación, que te recargan de energía y bienestar.

Lote Anexo 6B, Zona Hotelera No. 1, Ixtapa. Tel. 01 (755) 553-2735. www.delfiniti.com

 

Ciclopista

Si te gusta andar en bicicleta, te encantará usar la ciclopista de Ixtapa. Un moderno y cuidado circuito con una extensión de 8 km de longitud por tres metros de ancho, con una buena señalización para indicar los cruces de carril y del sentido de los autos. El recorrido inicia en la Marina de Ixtapa hacia el oeste, cruzando el Parque Aztlán, una reserva natural donde quedarás sorprendido por la vegetación y fauna de un bosque tropical, incluyendo diversos tipos de reptiles, mamíferos y aves.

Para realizar este paseo, es recomendable hacerlo temprano, a las 8:00 de la mañana, o por la tarde, después de las 17:00 horas, una vez que el sol no está en todo su esplendor. De esta manera puedes disfrutar mejor el paseo bajo la sombra de los árboles.

Un circuito que invita a la convivencia familiar, al deporte y al disfrute con la naturaleza mientras admiras las tranquilas calles de Ixtapa.

 

Un pasado que resurge

La Soledad de Maciel

El sitio arqueológico se ubica a 8 km hacia el oeste de Petatlán y a 25 km al oriente de Zihuatanejo de Azueta. Es recomendable llevar GPS o preguntar ocasionalmente por el lugar, ya que no existen señalamientos para llegar a la zona arqueológica.

En esta población se han encontrado vestigios prehispánicos desde los años de 1930, pero hasta 2009 comenzaron las excavaciones. Esta zona arqueológica fue un centro ceremonial ocupado por las culturas de los tomiles, los cuitlatecos y los tepoztecas.

Aún siguen las excavaciones y no se han descubierto todos los montículos de tierra que existen. Por las dimensiones, al descubrirse completamente, será la zona arqueológica más grande del estado, incluso de dimensiones mayores que Tehuacalco.

Esta zona es muy especial y única, porque sus pirámides están construidas con piedra de río y adobe de arcilla, lo que en la arqueología mexicana no es muy usual. Esto demuestra una relevancia cultural e histórica.

Entre los objetos que se encuentran en el museo destaca una piedra labrada con el glifo topónimo de Xihuacan, que da nombre al recinto: lugar de los poseedores de turquesa. Mide un metro de alto por 50 cm de ancho y 25 de espesor, y fue hallada durante las excavaciones en el área de Juego de Pelota.

Se exhibe un vasto universo de piezas prehispánicas, como figurillas, vasijas de obsidiana, trabajos en concha, hachas de cobre, collares de cascabel, cerámica y lítica, acervo a través del cual se explica el desarrollo cultural de esta antigua ciudad.

Otro vestigio encontrado fue un aro de juego de pelota, labrado en granito. Es imponente observar la Pirámide Madre, que tiene una hectárea de base y 20 metros de altura. Cuenta con nueve taludes, lo que representa nueve meses de gestación.

El colapso de Xihuacan sucedió hacia el año 1350 d.C. tras un fenómeno meteorológico que inundó el conjunto, provocando con ello el abandono paulatino del asentamiento.

Comments are closed.