Este año, este Estado conocido como la Tierra del Cine, celebra seis décadas de ser elegido como locación para la filmación de más de 180 películas y cientos de proyectos audiovisuales.


Estamos en Durango, famoso por dos cosas: por los alacranes güeros y por la extensa lista de películas que aquí se han filmado, algunas tan inolvidables como White Feather, o La Ley del Bravo, y Billy the Kid, ambas del género Western; o tan populares como El Carvernícola, con Ringo Star, la Máscara del Zorro, con Antonio Banderas, y Bandidas, con Salma Hayek y Penélope Cruz. Y es justo este año, 2014, cuando se cumplen 60 años de que la primera película, White Feather, se filmara en territorio duranguense allá por julio de 1954, dando el “tlaquetazo” de partida a toda una historia legendaria dentro de la industria cinematográfica.  El cine Western es uno de los géneros que mayores ganancias ha dejado a Durango, ya que el 85% de las 187 películas filmadas aquí, pertenecen a este. Títulos como Un hombre llamado caballo, Gerónimo, Los Hijos de Katie Elder y Gringo Viejo, inmortalizaron los paisajes duranguenses. Es así como, desde 1954, Durango ha posado frente a las cámaras de productoras estadounidenses, principalmente –ya que el Western es el género cinematográfico por excelencia de los vecinos del norte–, pero también de Alemania, Inglaterra, Francia y hasta de la India, sin dejar de mencionar que el cine mexicano ha encontrado un gran apoyo. En los últimos años, gracias a la labor de promoción que realiza la Dirección de Cinematografía del gobierno del Estado de Durango, los géneros se han diversificados: se han tenido películas futuristas como Dragon Ball Evolution; de cine tamil, de la India, como Kandasamy; históricas como Cristiada; de la Revolución como La Cucharacha o Villa, itinerario de una pasión; medievales, como Firts Night; y de comedia, como las mexicanas Salvando al soldado Pérez, y Suave Patria.  ¿Por qué Durango? De acuerdo a Sergio Gutiérrez, cinefotógrafo y director de cinematografía de Durango, este estado cuenta con características que lo hacen perfecto para filmar allí: la experiencia adquirida en estos 60 años, la existencia de una oficina especializada en el tema, las facilidades de tener una infraestructura que incluye sets, foros y locaciones espectaculares al aire libre, además de tener personal técnico capacitado y empresas que rentan equipo, transportación especializada, campers y sanitarios, entre otros. Durante el presente año, Durango realizará un programa de actividades que incluye la presentación de todo el acervo fílmico en la Cineteca Silvestre Revueltas, en la capital, y la proyección de esta en todos los pueblos de Durango.

Comments are closed.